Cuatro centros de ski para pensar sustentable

La temporada de invierno nos invita a disfrutar de la nieve y en Argentina tenemos muchas opciones para elegir. En esta nota te contamos sobre cuatro lugares donde los deportes de nieve son protagonistas pero, principalmente, se destacan por sus iniciativas de gestión sustentable.

CAVIAHUE, compromiso asumido

El Centro de Esquí está ubicado dentro del Parque Provincial Copahue, declarado Área Natural Protegida por su biodiversidad. La preservación de sus recursos naturales y paisajísticos, entre los que se encuentra su principal especie Araucaria Araucana (Pehuén), llevó a los gerenciadores del complejo de nieve a implementar desde el año 2001 un programa que conduzca a la sostenibilidad del Centro Integrado de Montaña (CIM) Caviahue.

Así, pusieron en marcha dos proyectos: Montaña sustentable y Restauración de bosques nativos. El compromiso, indican los responsables, es contribuir a proteger el patrimonio natural y cultural implementando un tratamiento adecuado del agua y de los residuos líquidos contaminantes y sólidos, en lo referente a recolección, separación y disposición final de los mismos y para su reciclado que contribuyan a la sustentabilidad de la montaña; y contribuir en el destino al mejoramiento de la calidad ambiental con la ejecución de mejores prácticas de gestión, generando las condiciones de sustentabilidad que puedan atender la creciente demanda que manifiesta el lugar a partir de sus múltiples atractivos naturales y turísticos.

Otras acciones son:

  • Armonización de las actividades con el paisaje, mediante el uso de piedras de la zona, madera, colores, etc.
  • Conformar el trazado de las pistas de ski y delimitación mediante la poda de ñire, sin practicar desmote.
  • Identificación de ejemplares de araucarias y delimitación de áreas de “no intervención” durante la poda de pistas.
  • Control de la erosión de pistas existentes.
  • Revegetación del sector de servicios.
  • Estimulación de la participación de la comunidad en actividades sustentables.
  • Implementar la gestión de residuos líquidos contaminantes y sólidos dentro del área de concesión.
  • Implementación del sistema de las 3R: REDUCIR (el uso), REUSAR (evitar generar residuos) y RECICLAR (en la medida de lo posible, todo).
  • Buenas Prácticas en el manejo de los recursos de energía eléctrica, gas y agua.

En cuanto a la restauración de bosques nativos en el Parque Provincial Copahue, entre mayo de 2018 y mayo de 2021 se llevarán a cabo distintos trabajos para rehabilitar sitios ecológicamente degradados, con la plantación de especies arbóreas nativas y recuperación de senderos, con actividades educativas para la comunidad.

CHAPELCO, energía pura

A 19 km de la ciudad de San Martín de los Andes, en la provincia del Neuquén, nos encontramos con Chapelco que, además de ser uno de los preferidos por los amantes del ski y el snowboard, es el primer y único centro de ski del país generador de energías renovables y agente concientizador sobre el cambio climático.

En 2018 comenzó a producir energía eléctrica a partir de una instalación de paneles solares fotovoltaicos en su puesto de Pisteros y de Patrulla ubicado en Plataforma 1700m, estación fundamental desde donde se programa y realiza el acondicionamiento de pistas, las tareas de patrullaje y rescate. A su vez se instalaron paneles solares con una potencia de 5.200 watts, distribuidos en tres micro centrales (en base, boletería y plataforma 1600) que incluyen un sistema de almacenamiento y backup. Esta solución provee energía solar a todo el sistema de datos, comunicación, información y servicios a los esquiadores aun ante fallas de la red.

Chapelco fue reconocido en el año 2017 por la entidad internacional sin fines de lucro POW, Protect Our Winters, que trabaja para concientizar sobre las consecuencias del cambio climático en la industria de la nieve. El centro de ski fue elegido único resort partner en Sudamérica, para sumarlo en sus campañas de acciones y difusión de mensajes para proteger los inviernos del mundo, sumándolo como activo protagonista.

La premisa, según señala Juan Cruz Adrogué -presidente de Nieves del Chapelco S.A.- es desarrollar las actividades de Chapelco sin perder de vista el aporte hacia la construcción de un mundo amigable con la naturaleza, la salud y la vida.

CERRO BAYO, certificación verde

Es la atracción de Villa La Angostura, en Neuquén. Conocido como centro de ski boutique, el Cerro Bayo es el primero en la región en obtener una certificación de gestión ambiental. La distinción fue recibida en diciembre de 2017 por contar con un sistema de sustentabilidad ecológica certificado bajo las normas IRAM ISO 14001.

Entre sus objetivos ambientales, se encuentran:

  • La gestión ordenada de la forestación natural;
  • La reducción y separación en la generación de residuos;
  • La utilización racional de los recursos naturales;
  • La protección de la contaminación hídrica;
  • La información ambiental a visitantes y clientes;
  • La prevención de emergencias ambientales.

BATEA MAHUIDA, pueblos originarios

Conocido por ser gestionado por la comunidad mapuche Puel, el cerro Batea Mahuida es un gran generador de desarrollo económico y cultural para esta población. Ubicado a 370 kilómetros de la ciudad de Neuquén, y cercano a las localidades de Aluminé y Villa Pehuenia, este parque de nieve permite estar en contacto con los habitantes de pueblos originarios.

Los pobladores más jóvenes encontraron en Batea Mahuida un lugar en el cual desarrollarse laboralmente ya sea como instructores de los deportes de nieve así como en la atención de los servicios que brindan.

EN EL MUNDO

El compromiso con el cuidado de los recursos naturales y el respeto por la comunidad se refleja también en otros centros de ski internacionales que, desde hace años, reafirman que un turismo sostenible es posible.

En Estados Unidos, al sur del estado de Oregon, se encuentra Mt. Ashland, el primero en el mundo en recibir la certificación S.T.O.K.E. (Sustainable Tourism Operator Kit for Evaluation) que da cuenta de un kit de operatividad y turismo sustentable. Pensando en las generaciones futuras, este complejo de solo cinco medios de elevación, tiene como objetivo “que toda la comunidad pueda esquiar y andar en snowboard por al menos otros 50 años más, como lo hacen ahora” expresó Michael Stringer, jefe de operación de Ashland.

La misión de los directivos de este centro de ski es hacer que “lo que la naturaleza nos da, en forma de nieve, nosotros como comunidad, se lo retribuimos siendo conscientes y eficientes”. Así, algunas de las acciones realizadas fueron: instalar más de 85 paneles solares en los techos de sus edificios, los cuales producen más de 15,300 kWh de energía que se re utiliza en la estación; poner en marcha un sistema de buses eléctricos que van desde varios puntos, hacia la base de la montaña, y el dinero que se paga por el boleto se descuenta del pase; y todos aquellos autos que ingresen con 4 ocupantes reciben un vale en el estacionamiento y tienen un 10% de descuento en el pase diario.

Otro ejemplo es Taos Ski Valley, ubicado al norte del estado de Nuevo México en Estados Unidos. Es el primer centro de ski del mundo en convertirse en una corporación “B”, lo cual valida su trabajo de inclusión, sostenibilidad y respeto para todos.

Sus prácticas comerciales incluyen el cuidado del medio ambiente así como promover una comunidad más resistente y sólida que celebra las culturas ricas y vivas que se entrelazan en la región. Con su iniciativa Taos Verde, abarcan cinco áreas principales de atención: eficiencia energética, administración de la tierra, uso eficiente del agua, gestión responsable de los desechos y participación comunitaria.

Como turistas conscientes, todos podemos aportar nuestro compromiso con una forma de vida más sustentable teniendo acciones responsables y eligiendo para nuestras vacaciones aquellos lugares que también trabajan responsablemente con el medio ambiente y la comunidad que los rodea.

Open chat